LSSI

La Ley 34/2002, de 11 de julio, de servicios de la sociedad de la información y de comercio electrónico (en adelante, LSSICE) transpone la Directiva 2000/31/CE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 8 de junio de 2000, relativa a determinados aspectos jurídicos de los servicios de la sociedad de la información, en particular el comercio electrónico en el mercado interior.

Objetivo de la LSSICE

El objetivo de la LSSICE es la regulación del régimen jurídico de las responsabilidades de los prestadores de servicios online, las comunicaciones comerciales por vía electrónica, la información y condiciones relativas a la celebración de contratos electrónicos y el régimen sancionador aplicable a los prestadores de servicios de la sociedad de la información.

Se consideran servicios de la información  la contratación de bienes o servicios por vía electrónica, la organización  gestión de subastas por medios electrónicos, el envío de comunicaciones comerciales o el suministro de información por vía telemática. Por otra parte, no se consideran servicios de la sociedad de la información los servicios prestados por medio de telefonía o fax, el intercambio de información por medio de correo electrónico u otro medio para fines ajenos a la actividad económica de quienes lo usan y los servicios de radiodifusión televisiva o sonora.

¿Quién tiene que cumplir con la Ley de Servicios de la Sociedad de la Información?

En cuanto al ámbito subjetivo, la LSSICE se aplica a las personas físicas o jurídicas que proporcionen un servicio de la sociedad de la información. Sin embargo, debe tenerse en cuenta que solo se aplicará a los prestadores de servicios establecidos en España, es decir, que tengan su residencia o domicilio social en territorio español o que siendo residente en otro Estado ofrezcan servicios por medio de un establecimiento permanente situado en España.

Más información

La LSSI y los avisos legales

La LSSICE establece una obligación general de información, concretamente existe una obligación a disponer de los medios que permitan acceder por medios electrónicos, de forma permanente, fácil, directa y gratuita a informaciones como los datos de información del prestador de servicios, información clara y exacta sobre el precio del producto o servicio, el número fiscal correspondiente, etc.

Comunicaciones comerciales y cookies

Esta ley prohíbe las comunicaciones comerciales por medios electrónicos que no hayan sido solicitadas o autorizadas previamente por los usuarios. Asimismo, la ley dispone que los usuarios podrán revocar el consentimiento prestado en cualquier momento mediante una notificación al remitente.

Con Pridatect es posible cumplir con la obligación de informar que establece esta ley en su artículo 10 ya que se genera el aviso legal que toda página web debe contener. Asimismo, el software permite generar una política de cookies que cumple con lo establecido en el artículo 22.2 de la ley.

LSSI-LSSICE para empresas